Be a Body, de Caterina Scicchitano

De cuando me sentí desesperado en un aeropuerto porque el sabor del chicle que comía me había abandonado

Frescura. Indie. Un disco de una banda de indie en un sótano con veinte personas escuchándolos y siendo felices. Un disco de indie que podría ser un disco de Grimes quien es la que le pone el título al libro. Be a Body, el primer poemario de Scicchitano es una confirmación de los sorprendentes poemas que había publicado la autora a través de su Tumblr. Influenciada por la alt lit americana, el estilo depurado/ directo/ sencillo está presente en los poemas de Scicchitano quien además nos habla sobre los problemas de comunicación/ la depresión / la inocencia destrozada y una vaga alegría por la aventura en medio de la ráfaga de meteoritos: empezar siendo un cuerpo para adquirir luego distintas cualidades frente a los ojos ajenos.

Be a Body invoca a cantantes, poetas, transcribe letras de canciones, diálogos de películas, es decir; llena de referencias a la cultura pop que nutren sus poemas de agilidad al no cargarse de sentido en el texto en sí sino desfogarse hacia estos referentes. Regular casi en toda su extensión, es un primer paso muy prometedor. Dentro de las voces en español que siguen este estilo depurado y fresco (autores como García Sierra, Berta García Faet o Ana Carrete) probablemente Scicchitano se encuentre un paso adelante. Sin caer en la retórica del yoísmo en la que se hunden algunos autores alt lit, Scicchitano entrega un poemario cohesionado, una temática clara que es la de estar al borde del abismo estando al borde del sillón o al borde del teclado de una laptop.

La poesía es, refleja su tiempo, y contrario a una propuesta recargada (porque no son acaso bandas como Libertines las que captaron los 2000’s mejor que las bandas de metal sinfónicas?)  Scicchitano capta nuestro tiempo que es el de no poder decirlo todo, la ansiedad de estar vivo y tener que realizarse. Hay enfermedad pero también hay un entusiasmo a buscar en ser joven y poder hacer cosas. Be a body es en todo caso la imagen de un orador con una ostra succionándole el rostro.

Reseña por Roberto Valdivia

 

nuestra palabra clave es aeropuerto, triste aeropuerto

existe una casa donde las ventanas se ven espectaculares
para romper, crear un nido ahí con la computadora y ver
pasar todo lo que nos perdemos del mundo exterior.

salir de la zona de confort se siente tan suave y simple que
preferiría vivir en las rayas geométricas del sweater de un
amigo que aquí.

nos ven caminar por la bahía tan tristes y desearían ser
nosotros en los noventa.

lo hemos grabado todo cruzando las inmensas peatonales.
complicándonos la existencia con carteles burdos de tipografías
exageradas delante de una lata de gaseosa.

estoy en complicidad con alguien que lleva tiempo dentro de
una piscina esperando que le saquen una instantánea.

nos queman los rayos y nos salen pecas. el olor a humo al que
nos acostumbramos se volvió perfume en la memoria.

lo que sea que nos atrae del otro es algo pequeño que se
esconde en la batería del celular.

los días en los que el concepto de familia esta cagado nos
sentamos como indios imaginando kilómetros hacia lo
que no esperábamos nunca.

esto se siente como una meca. se siente como todo lo que
debería sentir.

quiero que lleves tu cara sudada al aeropuerto y el logo de
una pipa en tu gorra mientras escuchas esto.

hay mas de una marca en lo que sea que estamos haciendo.
pero nos gusta así.

 

escucho audios y es como coger con aplicaciones

aveces cierro los ojos y pienso que soy el amor imposible de
alguien.

que esa persona sufre porque vio algo en mí que le pareció
diferente y decidió usarme como algo improbable que nunca
tendrá, sólo para sentirse mal.

algo así como falta de atención en la infancia.

si saldríamos probablemente me mantendría fría pero le pediría
que por favor me golpee en la cola.

o le diría que si me da sus drogas podría ser su princesa.

a los caballos de carrera se les estimula con una varilla para
que continúen andando.

debe existir al menos un animal que disfrute de la satura del
corte.

hoy el cielo esta gris y todo particularmente tranquilo.

en un test que me dio el psicólogo había que marcar con una
tilde si “en ciertas ocasiones observabas todo tu alrededor
como si estuvieras en medio de una neblina”.

quisiera nunca poder salir con alguien que me desee. de manera
que ambos podamos obtener satisfacción de esto.

 

tumblr_nutr7yzRkS1uwoptwo1_1280

Caterina Scicchitano (Mar del Plata, Buenos Aires, 1992). Actualmente estudia Diseño Gráfico, antes estudiaba Profesorado de Ingles y Prof. de Artes visuales (2011-2013), no terminó ninguna de las dos. Manejaba un Blogspot donde describía intakes y cosas por el estilo. A través de esos primeros pasos se encontró, inevitablemente, con la literatura alternativa, también gracias a Lolita Copacabana, aunque ella no lo sabe, hasta ahora. El nombre de su página yournaughtybits, es un guiño a esa influencia. Allí Comenzó a publicar historias cortas y poemas. Uno de sus poemas salio publicado en Grils Get Busy #20